in

Cómo poner la mesa en Navidad: los mejores consejos

Cómo poner la mesa en Navidad: los mejores consejos

Parte de la magia de las fiestas es comer bien juntos, en buena compañía y pasar tiempo con la familia. Cuando somos anfitriones, queremos que todo sea absolutamente perfecto, hasta el más mínimo detalle. Esto incluye el montaje de la mesa.

Al fin y al cabo, es el lugar en el que tú y tus invitados pasaréis la mayor parte del tiempo durante la comida, así que merece la pena vigilarlo. ¿Cómo se pone la mesa en Navidad? Hay muchos trucos que te permitirán causar una gran impresión sin gastar mucho dinero.

Cómo poner la mesa en Navidad

En primer lugar, si realmente quiere impresionar a tus invitados, lo único que necesita saber es cómo poner la mesa en Navidad según la etiqueta.

De hecho, hay algunas reglas básicas que hay que seguir si queremos ser completamente precisos. Evidentemente, los platos deben colocarse delante de la silla del comensal, empezando por el bajoplato y terminando por el plato hondo para los primeros platos. Los cubiertos también deben colocarse en un orden preciso: la cuchara y el cuchillo a la derecha, el tenedor a la izquierda. Los cubiertos más pequeños para el postre deben colocarse encima del plato. Tenga cuidado con las bebidas, ya que cada una requiere un vaso diferente.

Básicamente, un vaso para el agua y una copa para el vino serán suficientes.

En lo que respecta a la mesa de Navidad, basta con cuidar los detalles para crear un ambiente festivo sin gastar demasiado en adornos. Empecemos por los colores: podemos optar por un blanco total, muy minimalista y elegante. Perfecto para dar a su mesa un aspecto elegante y refinado, que recuerda a la nieve y al periodo invernal.

O podemos combinar platos blancos con un mantel rojo, quizás con un acento de tonos verdes. Aquí también podemos apostar por un estilo navideño de montaña; elija telas de tartán, motivos de cuadros también en platos y servilletas.

Qué detalles hay que cuidar

Evidentemente, el centro de la composición será la pieza central, que es fácil de montar en casa sin tener que comprar elementos adicionales. Sólo tiene que encontrar un jarrón y una esponja en la que pueda introducir ramitas de abeto, pino o bayas. A continuación, añada otros adornos como piñas, luces de Navidad, etc.

También podemos optar por la clásica poinsettia, colocada en el centro de la mesa en un elegante jarrón. También podemos crear elegantes guirnaldas, de nuevo con la ayuda de ramitas, escobas de carnicero y bayas. Una vez colocado en el centro, se pueden colocar velas en el interior para calentar el ambiente. Si no son demasiado voluminosas, también podríamos poner velas entre los invitados, quizás convirtiéndolas en tarjetas de lugar.

Si hay niños en la mesa, también podemos hacer que nos ayuden: con un poco de imaginación pueden crear pequeñas tarjetas de sitio con forma de renos, bolas, arbolitos y quizá incluso de Papá Noel. También debemos prestar más atención a las servilletas y a las múltiples formas de doblarlas para la Navidad. De nuevo, con un poco de destreza manual puede crear pequeñas creaciones como la bota del duende o el árbol de Navidad que seguro que sorprenderán a sus invitados. Por último, si su mesa es de madera y apta para ello, puede evitar los manteles y añadir un camino en el centro. También puede crear un corredor navideño casero colocando piñas, ramitas y otros elementos navideños a lo largo de la mesa.

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
christmas g100e00578 1280

Cómo ser sostenible incluso en Navidad: ejemplo de un menú antiresiduos

table setting gf77814f25 1280

Cómo ser sostenible incluso en Nochevieja: ejemplo de menú antiresiduos